Cataluña: Diez años de infamia

La plaza de toros de Barcelona, hasta la bandera.

La plaza de toros de Barcelona, hasta la bandera.

2004 fue un año negro para la tauromaquia en Cataluña. El próximo mes de abril se cumplirán 10 años después de que los antitaurinos ganasen su primera gran batalla en Barcelona y sentaran las bases para la actual prohibición de las corridas de toros en este territorio español. Coincidiendo con el décimo aniversario del comienzo de esta infamia, repasamos los hechos más significativos de un año que determinó el futuro de la tauromaquia en Cataluña:

Junio de 2003, primer aviso

El Parlamento catalán aprobó una nueva ley de protección de los animales que prohibía el acceso de los menores de 14 años a las corridas de toros. Una iniciativa que ya habían aprobado en 1999 pero que fue anulada posteriormente por el Tribunal Superior de Justicia de Cataluña.

Barcelona, Primera Ciudad Antitaurina

El 6 de abril de 2004, el Consejo Plenario de Ayuntamiento de Barcelona aprobó una declaración institucional para declararse contraria a las corridas de toros y en favor de los derechos de los animales con 21 votos a favor, 15 en contra y dos en blanco. Esta decisión no era vinculante y no impidió que se siguieran celebrando festejos en la Ciudad Condal.

En ese mismo año, otras 12 localidades catalanas se declararon antitaurinas,  incluso algunas sin tradición taurina: Torelló, Calldetenes, Olot, Ripoll, Tavertet, Manlleu, Granollers, Sant Feliu del Llobregat, Valls, Badía del Vallés, Molins de Rei y La Roca.

Una generación perdida

Debido a las continuas prohibiciones surgidas en Cataluña, los niños nacidos en el Siglo XXI en Gerona, Tarragona, Olot y Lloret de Mar han crecido al margen de los espectáculos taurinos. Una generación perdida imposible de recuperar.

En Lloret de Mar el último festejo taurino se celebró el 12 de septiembre de 2004 con un mano a mano entre José Montes y Alfonso Casado. Esa misma temporada también hicieron el paseíllo en esta plaza de Girona los siguientes matadores y novilleros: Roberto Carlos, Jiménez Caballero,  Juan Muriel, Chamón Ortega, El Lobo, Mario Coelho, Rey Vera, Francisco Javier Corpas, El Cartujano, López Díaz y Enrique Guillén.

En Gerona, la ya inexistente plaza de toros, celebró su último festejo el  15 de agosto de 2004. Una novillada que contó con la presencia de Adolfo Suárez, Antonio Chacón y Jiménez Caballero. Durante esa misma campaña también torearon en Gerona Roberto Carlos, Jiménez Caballero, Alejandro Morilla, Alejandro Rodríguez, Joselito Ortega, Alberto Revesado, Mario Coelho, Juan Muriel, Antonio Chacón, Juan Andrés González, López Díaz y Enrique Guillén. En 2006, la plaza fue derruida para edificar 200 viviendas y la Audiencia de Gerona.

Olot, tocada y hundida

Plaza de toros de Olot

Plaza de toros de Olot

A comienzos de 2004, el Tribunal Superior de Justicia de Cataluña anuló la prohibición de celebrar corridas de toros en la plaza de Olot (Gerona), aprobada por el Ayuntamiento cuatro años antes. La plaza estuvo cerrada durante las temporadas 2001 y 2002 mientras que en 2003, el cambio de voto de un concejal,  permitió restaurar la celebración de los festejos taurinos celebrándose una corrida de toros con Ortega Cano, El Cordobés y López Chaves.

Gracias a la decisión del TSJC en 2004 se  celebraron dos festejos taurinos. En el mes de mayo torearon Finito de Córdoba, Víctor Puerto y Luisito mientras que Chamón Ortega, Rey Vera y Sánchez Vara lo hicieron en septiembre.

Los animalistas, sin embargo, continuaron sus ataques y en junio de ese año logró que el Ayuntamiento se declarase contrario a las corridas de toros. En mayo de 2005 se celebró la última corrida con Víctor Puerto, Rivera Ordóñez e Iker Javier Lara. Siete meses después terminó la concesión para la organización de espectáculos taurinos que tenía el empresario Manolo Martín en Olot.

Tarragona, la siguiente en caer

2004 tampoco fue un año fácil para Tarragona, pese a los diez espectáculos taurinos que tuvieron lugar con toreros como Jesulín de Ubrique, Rivera Ordóñez, Sebastián Castella, Javier Conde, Juan Diego, César Jiménez, Finito de Córdoba, Serafín Marín, Hermoso de Mendoza… entre otros. Al término de la temporada,  Sarot fue multada por permitir la entrada a la plaza a menores de 14 años.

En 2005,  dicha empresa instaló una guardería anexa a la plaza para que los adultos que fueran acompañados por los menores a la plaza pudiesen dejar a los pequeños durante la celebración de las corridas de toros. El número de festejos se redujo de diez a seis y contó con la presencia de Jesulín de Ubrique, César Jiménez, El Cordobés, Cayetano, Javier Conde y Serafín Marín, entre otros. En 2006 la plaza cerró por reformas. Nunca más volvió a celebrar festejos taurinos.

You may also like...